El puñetero marketing emocional

A veces me da la impresión de que la originalidad de los creativos está en punto muerto. Hay muchos ejemplos de Marketing emocional bien usado, pero cuando ese es el único recurso acaba desgastado e inoperante. Se intenta que sea viral, que lo compartamos en redes sociales con los ojos llorosos pero no siempre funciona…

Si esperas al final del artículo podrás ver un spot viral emotivo y me lo agradecerás en un comentario ;)

El spot “cómicos” de Campofrio

Las navidades de 2012 nos dejaron un spot increíble. Campofrio nos ponía la piel de gallina con “Cómicos” recordando al gran Gila.

Ellos realmente venden salchichonios (palabro mio) pero sabían que afectándonos en lo más hondo del corazón nos acordaríamos de su marca en el punto de venta.

Al año siguiente volvió a repetir el efecto emocional, esta vez intentando subirnos la moral con eso de la crisis, Europa y tal. El impacto ya no fue el mismo.

Y el mal estaba hecho…de repente a todos los creativos les invadía el fantasma de la navidad pasada y decidían usar el factor diferencial del marketing emocional para usarlo como eje principal de las campañas de publicidad.

Uno funciona, impacta. TODOS cansan, agotan.

 No todo lo emocional tiene que ser viral

Al ver que la venta de salchichonios iba viento en popa muchas marcas decidieron hacer marketing emocional.

De emotivo pasó a ser puñetero.

Y ahí llegó Coca-Cola. Que sepáis que a la gente de Coca-Cola no le importa tanto vuestra satisfacción, alegría o futuro como que las latitas y las botellas se vendan. Eso es así.

Pues bien, debieron de decir “vamos a por el Marketing Emocional” y ahí que se lanzaron con ese spot y movimiento social de “las sillas”, nos levantamos, etc.

No funcionó y ya el tema pasó  a ser ”cambiar las estadísticas”, que debía ser la otra versión con concepto de levantarse de la silla del creativo, el que se deshecho en la criba. Lo que no se levantó fueron las ventas parece ser, porque al poco tiempo  entraba en juego el tercer aspecto emocional: los bares.

Esto es una estrategia cloacal de gran empresa: gasto dinero, me sale mal. Reoriento estrategia de nuevo mal, gasto más a ver si funciona. Insisto con otro tema, sigo gastando, será por dinero… Si digo esto es porque lo he vivido en primera persona en una gran empresa de tamaño e inversión similar a Coca-Cola.

Pues bien, si alguien quiere hacer marketing emocional, y quiere que sea viral, que se comparta en las diferentes redes sociales, que tome ejemplo de Vodafone y su campaña “Kiss”. TREMENDO. Enhorabuena. Así si.

Share and Enjoy

  • Twitter
  • Google Plus
  • Facebook
  • LinkedIn
  • Add to favorites
  • Email

Comments

  1. By Gonzalo

    Responder

    • Responder

  2. Responder

    • Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>